Noticias

"Buenas Prácticas para la CONSERVACIÓN Y CUSTODIA DEL TERRITORIO DEL CASTAÑO"

Parcela experimental de poda y mejora de castaños para la producción de fruto
Tratamiento de mejora en castaño

 

Asturias cuenta con unas 80.000 ha de Castaño, en la actualidad los castañares han sido abandonados en su mayoría.

 

¿Cuál es la situación actual de los castaños?

 

Se han abandonado las labores de cuidado y recolección; Existe una mala situación fitosanitaria (chancro, tinta del castaño y avispilla del castaño); No hay relevo generacional; Falta de implicación de las Administraciones, entre otras cosas.

 

Los castaños suponen además de una importante riqueza paisajística una posible fuente de ingresos en zonas económicamente degradas, como los núcleos rurales. La explotación de los castaños como productores de fruto originarían nuevos puestos de trabajo, tanto para empresas locales dedicadas a las labores de silvicultura como pequeñas empresas de transformación.

Ya se están llevando a cabo pequeñas acciones como la guia de "Buenas prácticas para la CONSERVACIÓN Y CUSTODIA DEL TERRITORIO", estudios de mercado como el elaborado en la Comarca de los Oscos. Sin perder de vista los que se hace en otros lugares como El Bierzo o Portugal, donde cooperativas o empresas transformadoras, como SORTEGEL, han dado un impulso a su medio de vida mediante la comercialización y transformación de la castaña.

 

¿Cuáles son las acciones a emprender que se desprenden de estos estudios?

 

Debido a la falta de tradición y el abandono del cultivo de la castaña es necesario elaborar campañas de información a la población rural, así como establecer acciones de custodia del territorio para ayudar y apoyar a los propietarios. De este modo se podría, además de comercializar el producto fresco, fomentar la implementación de pequeñas empresas transformadoras para comercializar el producto elaborado, con mayor valor en el mercado, así como compaginar el aprovechamiento del castaño con otros aprovechamientos, como el cultivo de setas.

 

 

 

 

"Buenas Prácticas para la observación de Oso, Lobo y Lince en España"

Huella de osos pardo en la nieve en la Cordillera Cantábricas
Huella de oso pardo

Cada día es más frecuente el turismo de observación de la naturaleza, este tipo de turismo supone un importante impulso económico al sector rural, muy desfavorecido en nuestro país y en gran medida en nuestra querida Asturias. Pero creo que estamos de acuerdo en que no todo vale y a cualquier coste. Debido a las especiales características de este tipo de turismo es importante articularlo para que no sólo aporte un impulso económico, sino que se garantice la preservación del medio, la biodiversidad, las especies silvestres y su hábitat y se enfoque hacia un turismo sostenible y de respeto.

 

Al hilo de la creciente demanda de la observación de fauna en libertad el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente edita una pequeña guía de “Buenas prácticas para la observación de Oso, Lobo y Lince en España”, por ser estos los mamíferos terrestres que centran la mayor atención del público, acompañado de un tríptico que resume las normas de comportamiento básicas en este tipo de observaciones.

 

La observación de estas especies se lleva a cabo tanto por empresas privadas como por particulares, siendo cada día mayor el número de empresas que ofertan este tipo de servicios. De hecho, la guía de buenas prácticas recomienda dejarse asesorar por empresas profesionales, ya que permiten acceder a un mayor conocimiento del entorno. La guía se articula en una serie de apartados, partiendo de unas recomendaciones generales, y concentrándose después en las relativas a los puntos de observación, al comportamiento que hay que tener durante la observación, recomendaciones concretas frente a situaciones especiales, como los encuentros fortuitos, así como sobre determinadas actividades como la fotografía, determinados deportes, acampada, etc. Y finaliza con un decálogo resumen de las “buenas prácticas”.

 

Subvenciones a entidades locales

El pasado 16 de noviembre se resolvía la convocatoria de la Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales relativa a las subvenciones para el desarrollo de zonas forestales destinadas a Entidades Locales.

Con un presupuesto de 587.599, 79 € se han concedido un total de 47 expedientes, entre Planes de Ordenación y actuaciones relacionadas.

Este tipo de subvenciones son claves para las zonas rurales, pues desde el Reglamento Feader que regula las ayudas comunitarias se exige que las propiedades forestales (de más de 25 ha) deben de llevar asociado un Plan de Gestión Forestal o Instrumento equivalente para poder acceder a las ayudas.

Desde Silvana te facilitamos toda la información sobre subvenciones, su tramitación y la elaboración de los Planes de Gestión correspondientes.

En los siguientes enlaces encontrarás información complementaria es esta noticia o si lo prefieres ponte en contacto con nosotras a través de nuestro mail o en el teléfono de contacto.

 

Catálogo de modelos selvícolas en Asturias

El Principado de Asturias ha publicado en el BOPA el Catálogo de los Modelos Selvícolas  y el Referente Técnico de Buenas Prácticas Forestales.

Estos modelos selvícolas permiten a los propietarios de montes optar por modelos de gestión forestal sostenible, ya sea mediante la simple adhesión al modelo selvícola en la solicitud del permiso de corta o bien si los volúmenes son superiores a 50 m3, elaborando un Plan Técnico Simplificado por Adhesión, en el caso de que el monte tenga una superficie inferior a las 10 ha. Puede descargar el catálogo pulsando AQUÍ.

Las masas que cuentan con modelos selvícolas en Asturias son las siguientes:

  • Pino radiata (Pinus radiata)
  • Pino pinaster/ marítino (Pinus pinaster)
  • Pino silvestre (Pinus sylvestris)
  • Abeto Douglas (Pseudotsuga menziesii)
  • Eucalipto (Eucaliptus globulus)
  • Masas mixtas de pino pinaster y eucalipto
  • Castaño (Castanea sativa)
  • Masas mixtas de castaño y roble (Quercus sp.)
  • Roble rebollo (Quercus pyrenaica)
  • Masas mixtas de frondosas
  • Haya (Fagus sylvatica)
  • Robles (Quercus sp.)
  • Abedul (Betula sp.)

Síguenos en:


O comparte: